Juncker insta a garantizar condiciones para refugiados en los Balcanes

 

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker (Foto: Walter Zefferer / Twitter)

Berlín/Bruselas, 24 de octubre 2015 – El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, instó a los países balcánicos a garantizar todas las condiciones para los miles de inmigrantes que pasan por esos estados en su camino hacia el norte de Europa.

«Los estados a lo largo de la ruta de los Balcanes occidentales deben garantizar procesos y condiciones ordenadas», dijo Juncker al diario alemán «Bild am Sonntag» en su edición de mañana domingo.

«Cada día cuenta. De lo contrario, pronto veremos a familias muriendo en los ríos fríos en los Balcanes», agregó el funcionario en vísperas de la reunión de diez líderes europeos convocada para el domingo en Bruselas sobre la crisis derivada de la llegada masiva de refugiados.

La comisión también espera que se respeten todas las «reglas de juego» cuando no se aplica el tratado de Schengen de libre circulación, agregó.

Bulgaria, Rumania y Serbia amenazaron hoy con cerrar sus fronteras a los refugiados.

El primer ministro de Bulgaria, Boiko Borissov, aseguró que los tres países balcánicos cerrarán sus fronteras si Alemania, Austria u otros países europeos hacen lo propio.

«No vamos a permitir que nuestros pueblos se conviertan en una zona de tapón para los flujos de refugiados que queden atrapados entre Turquía y las vallas ya instaladas», subrayó el jefe de gobierno conservador con vistas al cerco fronterizo erigido por Hungría.

Al mismo tiempo, Juncker anunció también la intención de asegurar mejor las fronteras exteriores de la Unión Europea (UE).

«El desafío ahora es reducir el flujo de la inmigración y controlar las fronteras exteriores. Además hay que dejar en claro que las personas que llegan a nuestras fronteras, pero que no necesitan protección internacional, no tienen derecho a permanecer en la UE, apuntó.

Juncker pidió a los miembros de la UE a que cumplan sus promesas financieras. «Todavía faltan de los 2.300 millones de euros de los presupuestos nacionales», señaló.

El presidente de la Comisión Europea invitó a los presidentes y jefes de gobierno de Alemania, Austria, Eslovenia, Croacia, Hungría, Rumania, Bulgaria y Grecia. Por su parte, Macedonia y Serbia figuran entre los países que no integran la UE. (dmz/dpa/hl)