Se atenúa inflación en Alemania por caída de precios de combustible

Electricidad y gas natural fueron los servicios que más se encarecieron en Alemania este año. (Foto: CCPM)

Wiesbaden, 16 de abril 2020 – La caída de los costos de combustibles atenuó la tendencia al alza de los precios en medio de la crisis del coronavirus en Alemania, donde la tasa de inflación anual fue del 1.4 por ciento en marzo, según anunció hoy la Oficina Federal de Estadística (DESTATIS) en Wiesbaden.

DESTATIS confirmó los datos preliminares publicados a fines de marzo. En enero y febrero, los precios al consumidor habían aumentado 1.7 % mensual en comparación con los mismos meses del año anterior.

Los costos de energía disminuyeron un 0.9 % en un año. También la demanda de petróleo crudo está mermando debido a que la economía se ve paralizada en gran parte en muchos países a causa de la propagación del coronavirus.

Como consecuencia, los precios están cayendo. Incluso el reciente acuerdo de los principales países productores de petróleo crudo de reducir los volúmenes de producción no llevó todavía a una recuperación significativa de los precios.

Los precios del combustible para calefacción son los que más bruscamente disminuyeron en marzo, en un 19,6 %, mientras que los automovilistas pagaron un -3.3 % que un año antes por el combustible.

La electricidad y el gas natural se encarecieron, en un 4.5 y 2.3 % respectivamente y los alimentos costaron en marzo un 3.7 % más que en el mismo mes del año pasado. Especialmente la carne y los productos derivados, así como también la fruta, fueron los rubros que más aumentaron, un 8.8 % interanual cada uno.

En comparación con febrero, los precios al consumidor aumentaron en conjunto un 0.1 %, según las cifras dadas a conocer por DESTATIS. (dpa/dmz/ahr)