Felipe González agita la búsqueda de Gobierno en España

 

El ex presidente Felipe González (Foto: Patriot-tae Faraón / Twitter)

Madrid, 28 de enero 2016 – El ex presidente Felipe González irrumpió hoy en la escena política española, donde la formación de Ejecutivo tras los comicios es tan complicada que no se descartan nuevas elecciones, sugiriendo al líder del Partido Socialista (PSOE), Pedro Sánchez, que deje gobernar a Mariano Rajoy.

«Ni el PP ni el PSOE deberían impedir que el otro gobierne», dijo el ex jefe de gobierno socialista en una entrevista con el diario «El País». Rajoy y Sánchez «no tendrían que negar la posibilidad de un Gobierno si no pueden hacerlo ellos».

Esto significa que Sánchez debería modificar su intención de votar en contra de una investidura de Rajoy si el rey Felipe le encarga la semana que viene intentar formar gobierno. La dirección del PSOE lo rechazó inmediatamente: «Dejar gobernar al PP es indultarlo por la corrupción», respondió el «número dos», César Luena

Felipe González sugirió a Pedro Sánchez alejarse de Podemos, cuyo líder, Pablo Iglesias, le propuso la semana pasada presidir un Gobierno de izquierdas en el que él sería el vicepresidente. Podemos «pretende liquidar el marco democrático de convivencia y, de paso, a los socialistas», aseguró. «Son puro leninismo 3.0».

Iglesias respondió acusándolo de estar «alineado» con el PP.

González presidió el Gobierno español entre 1982 y 1996. Dejó la secretaría general del PSOE un año después de salir del Ejecutivo y no ocupa ningún cargo ejecutivo en la formación, pero sigue siendo una voz que escuchan los socialistas.

La dirección, sin embargo, dejó claro que no facilitará un gobierno del PP. «Tiene que pagar en la oposición lo que ha hecho sistémicamente durante muchos años para que se regenere y contribuya así a regenerar la democracia», dijo César Luena.

Felipe González irrumpió en la escena política cuando el rey Felipe VI acaba de iniciar una nueva ronda de consultas con los partidos en un segundo intento por hallar candidato a jefe de Gobierno, después de Rajoy declinara la semana pasada el encargo al no contar con los apoyos suficientes para ganar una votación de investidura.

Sobre la mesa, Pedro Sánchez tiene dos propuestas: Rajoy le ofrece una gran coalición con el PP y el liberal Ciudadanos (cuarta fuerza parlamentaria), una opción que el socialista ha rechazado reiteradamente, y el líder de Podemos, Pablo Iglesias, le propone presidir un Ejecutivo de izquierdas con él como vicepresidente.

Tanto Rajoy como Iglesias trataron hoy de presionar a Sánchez. «El que tiene la llave ahora debe decidirse pronto», dijo el líder del Partido Popular (PP). Sánchez debe asumir que «hay cosas que pueden cambiar para bien», instó Iglesias. Es «una situación insólita que alguien con opciones de ser presidente reciba una oferta para un programa de cambio y parezca que no le interesa». (dmz/dpa/hl)