Luto en Alemania por los diez muertos en atentado en Estambul

 

 

El ministro del Interior alemán, Thomas de Maizière en Estambul (Foto: Bundeskanzlerin)

Por Stephan Köhnlein y María Laura Aráoz

Maguncia, 13 de enero 2016 – El luto se apoderó hoy de Alemania por la muerte de al menos diez conciudadanos en el atentado terrorista perpetrado el martes en la metrópoli turca de Estambul.

Las víctimas fatales, todas ellas alemanas, formaban parte de un grupo de turistas junto al cual detonó sus explosivos un atacante suicida en una plaza del centro histórico de la ciudad.

El viaje había sido organizado por la agencia de turismo de Berlín Lebenlust Touristik (Turismo Ganas de Vivir). «Los terribles acontecimientos (…) nos han dejado muy afectados», comunicó la empresa después de conocer la noticia.

Junto a las víctimas mortales, siete alemanes más que formaban parte de ese grupo turístico se encuentran hospitalizados en Estambul, cinco de ellos en la unidad de cuidados intensivos, informó el Ministerio de Asuntos Exteriores alemán.

A pesar de que todos los muertos son alemanes, el ministro de Interior germano, Thomas de Maizière, indicó hoy durante una comparecencia en Estambul junto a su homólogo turco, Efkan Ala, que el atentado no tenía como objetivo turistas alemanes, de acuerdo con la valoración actual del gobierno alemán.

«En base a las investigaciones actuales de momento no hay indicio alguno que apunte a que era un atentado dirigido contra alemanes», explicó sobre un atentado en el que resultaron heridas un total de 17 personas.

El gobierno turco atribuyó el atentado a la milicia radical Estado Islámico (EI) pero hasta ahora nadie ha reclamado la autoría del ataque. La situación se analizará la próxima semana en la reunión de los gabinetes de gobierno de Alemania y Turquía en Berlín.

Las víctimas alemanas formaban parte de una comitiva de 33 personas procedentes de distintos puntos de Alemania. Estambul era la primera escala de un viaje por tres países que debía continuar hacia Dubai y Abu Dhabi. El grupo había arribado el lunes a Estambul y tenía previsto seguir viaje hoy hacia Dubai.

Según fuentes oficiales, entre los fallecidos figura un matrimonio de 59 y 61 años de la ciudad de Maguncia, en el suroeste de Alemania, así como un hombre de 73 años de la vecina ciudad de Bad Kreuznach. La esposa de éste sufrió heridas graves y está internada en una clínica, dijo un portavoz del ministerio del Interior de Renania-Palatinado.

También falleció en el ataque un hombre de 67 años oriundo del estado de Hesse. Su mujer sufrió lesiones. Una pareja de 71 y 73 años de Falkensee, cerca de Berlín, también se encuentra entre las víctimas fatales, informó el portavoz del gobierno de Brandemburgo. Asimismo, un turista de Berlín perdió la vida y otros dos de la capital resultaron heridos de diversa consideración.

Junto a ellos, una mujer de 70 años de Leipzig y dos hombres de 51 y 75 años de Dresde se encuentran también entre las víctimas mortales del atentado.

En Berlín, el ministro del Interior de la ciudad-Estado, Frank Henkel, ordenó que las banderas sean izadas a media asta en señal de duelo.

Líderes regionales expresaron hondo pesar. «Mi sentido pésame a las familias, parientes y amigos», dijo el primer ministro de Hesse, Volker Bouffier. «Hoy es un día de duelo. Estamos decididos a hacer frente a los peligros del terrorismo internacional». «Gente inocente fue víctima del terror sin sentido», se lamentó el jefe de gobierno de Brandemburgo, Dietmar Woidke.

Mientras, el Parlamento germano recordó hoy al inicio de su sesión a los fallecidos. «Lloramos su muerte y acompañamos en el sentimiento a todos los familiares de las víctimas», declaró el presidente del Bundestag, Norbert Lammert, que calificó lo ocurrido como un «cobarde y brutal atentado».

El ataque a una gran ciudad llena de vida y abierta al mundo como Estambul tiene como objetivo desatar el miedo en las metrópolis del mundo, indicó, al mismo tiempo que aseguró que no se dejarán intimidar.

Asimismo, Lammert reconoció que actualmente en Europa se discute sobre el camino correcto para hacer frente al terrorismo internacional.

«Sin embargo, nosotros podemos discutir sobre ello, algo que nos diferencia de todos los fanáticos que quieren imponer por razones políticas o en el falso nombre de dios sus supuestas verdades asesinando a otros», afirmó. (dmz/dpa/hl)




Be the first to comment

Leave a Reply